¿Qué hacer después de una extirpación de riñón?

Generalmente recuperarse de la nefrectomía (extirpación del riñón) tarda alrededor de 3 a 6 semanas. Por lo que los cuidados que su médico le haya dado, debe recordarlos y seguirlos al pie de la letra. También puede tener algunos de estos síntomas:

  • Dolor en el abdomen o en el lado donde le extirparon el riñón. El dolor debe mejorar al cabo de varios días a una semana.
  • Moretones alrededor de las heridas. Estos desaparecerán por sí solos.
  • Enrojecimiento alrededor de las heridas. Esto es normal.
  • Dolor en el hombro, si tuvo una laparoscopía. El gas que se utiliza en su abdomen puede irritar algunos de sus músculos abdominales y transfiere el dolor a los hombros.
    Necesitará mantener la zona de la incisión limpia, seca y protegida. Cambie sus apósitos de la forma en la que le enseñó a hacerlo su médico.
  • Si se usaron suturas (puntos), grapas o goma para cerrarle la piel, puede tomar una ducha.
  • Si se usaron cintas quirúrgicas para cerrar la piel, cubra las heridas con una envoltura de plástico antes de ducharse durante la primera semana. NO trate de quitarse estas cintas. Deje que se desprendan por sí solas.

NO se moje en una bañera o jacuzzi (hidromasaje) ni vaya a nadar hasta que el médico lo autorice.

  • NO levante nada que pesado hasta que vea a su médico.
  • Evite toda actividad extenuante, lo cual incluye hacer ejercicio pesado, levantar pesas y otras actividades que lo hagan respirar con dificultad o esforzarse.
  • PUEDE dar caminatas cortas y usar las escaleras.
  • PUEDE realizar tareas domésticas livianas.
  • NO se exija demasiado. Lentamente incremente la cantidad de tiempo e intensidad del ejercicio. Espere a la consulta con su proveedor de atención médica para que le autorice hacer ejercicio.

Fuente: https://medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000295.htm